Foto: https://blogs.funiber.org/

¿De qué forma influye la conciliación en la maternidad y en el envejecimiento? Como se ha indicado en anteriores ocasiones desde el blog, la conciliación es un factor clave para contribuir al futuro de la sociedad. Y, para que esto pueda llevarse a cabo, es necesario que las empresas se involucren.

Según el INE, en 2017 nacieron 9.244 bebés con madres de 25 años y 12.993 con madres de 40. Un dato que demuestra la tendencia a retrasar, cada vez más, la edad de tener hijos. Las principales causas son las barreras laborales, entre las que se encuentra la inestabilidad laboral, la brecha salarial o los permisos de maternidad y paternidad.

Los permisos maternales y paternales están actualmente en el punto de mira. Se trata de un problema que persiste en numerosas empresas y que dificulta no solo la continuidad en los puestos de trabajo sino, sobre todo, la natalidad. Es vital que exista una corresponsabilidad entre los miembros de una familia para cuidar a los hijos y llevar a cabo las tareas domésticas.

La solución viene por ampliar y equiparar los permisos de maternidad y paternidad, las reducciones de la jornada laboral, una mayor flexibilidad horaria u ofrecer excedencias por cuidado de menores.

Por otra parte, el envejecimiento de la población es otro aspecto importante a tener en cuenta, ya que puede condicionar la tasa de talento para el futuro de las compañías. Entonces, ofrecer la mejor conciliación a los colaboradores asegurará avanzar hacia el futuro y aumentar la productividad en la consecución de los objetivos empresariales.

Para ayudar a que las entidades avancen en materia de conciliación y fomenten la maternidad, será necesario trabajar en un entorno flexible, con espacios de coworking que generen menos estrés y presión laboral, equiparar los permisos de maternidad y paternidad, incentivar constantemente a los colaboradores y mantenerlos motivados.

 

Fuente: Fundación MásFamilia

Comparte esta nota en tus redes sociales